Suzuki suspende su actividad en la N5 y se pasa a la R4 en 2020

  • Published in

Suzuki Ibérica continúa adelante con uno de los programas deportivos más importantes en el Campeonato de España de Rallyes de Asfalto de cuantos se realizan en nuestro país. Los Suzuki Swift R+ son en la actualidad los grandes dominadores de la categoría N5. A tenor de los resultados, Suzuki Ibérica ha decidido dejar en pausa su participación en esta categoría al finalizar la presente temporada, para dar un paso en la lógica evolución deportiva del equipo para competir con el Suzuki Swift en la categoría R4 en 2020.

La decisión se tomó meses atrás y ya existe un acuerdo formal con los especialistas franceses de Oreca, único proveedor homologado por la FIA para el suministro de kits R4. Las unidades del equipo español ya están en una fase avanzada de ejecución y muy pronto comenzarán las pruebas dinámicas. La intención de Suzuki es seguir compitiendo en el Campeonato de España de Rallyes de Asfalto, pero estudiar las diferentes posibilidades que se le abren ahora que competirá con un coche bajo normativa FIA válido para competir en todos los campeonatos, incluido el Campeonato del Mundo de Rallyes. El programa deportivo, así como los pilotos y estructura serán determinados más adelante.

Suzuki Ibérica cuenta además con el aliciente de que su socio estratégico en el Campeonato de España de Rallyes de Asfalto, la empresa Rallycar, será a partir de ahora el distribuidor exclusivo de todos los Suzuki Swift R4LLY S que se comercialicen en América Latina (Centro y Sudamérica) y en casi toda Europa, con España, Portugal, Andorra, Italia, Grecia, Turquía, Dinamarca, Suecia, Finlandia, Noruega, Alemania, Países Bajos y Hungría incluidos.

Los vehículos de la clase R4 emplean un kit estándar que incluye un motor de gasolina sobrealimentado de 1,6 litros con caja de cambio secuencial de cinco relaciones y tracción a las cuatro ruedas con suspensiones de largo recorrido para que sea competitivo tanto en asfalto como en tierra. Cualquier fabricante puede acogerse a esta categoría, que permite simplificar el apartado técnico y promover la competición más equilibrada.

Un R4 debe rendir ligeramente por debajo que un coche de la clase R5, aproximadamente un segundo por kilómetro de media y la mayor diferencia con aquellos es que en los R4 la mayor parte de las piezas sujetas a desgaste son de serie o componentes estándar fáciles de adquirir. Los coches de la clase R4 se encuentran dentro de la jerarquía del Campeonato del Mundo de Rallyes lógicamente por encima de los R2 y R3 de tracción delantera y son el primer peldaño que accede a la tracción total previo a los R5.

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación de los usuarios. Para continuar navegando tiene que aceptar el uso de cookies. Si quiere informarse más sobre las cookies vea nuestra página de uso de cookies.

Acepto las cookies de este sitio web.